Fondo Logo

Alberto Oliart SaussolEl sábado 13 de febrero, mientras celebrábamos sesión académica en la RAEX, conocimos la noticia de la muerte de Alberto Oliart Saussol (Mérida, 1928- 2021), uno de los extremeños más ilustres de los últimos cuarenta años y uno de los españoles que más contribuyeron al éxito de la Transición, el periodo más fecundo de la España contemporánea.

Desde el instante que conocimos la noticia de su muerte, la sesión se convirtió en una especie de sesión necrológica en su homenaje. La mayoría de los académicos habíamos tenido relación personal con Alberto Oliart y así pudimos, de forma improvisada pero también emocionada, glosar una personalidad que sobresalió en todas las facetas de una trayectoria larga en el tiempo, y relevante en todas sus dimensiones.

Difícil, imposible condesar en unas líneas una biografía casi inabarcable: en la política (tres veces ministro del Gobierno de España); jurista (abogado Contra el olvidodel Estado); empresarial (alto directivo de corporaciones financieras); emprendedor (fundador de asociaciones), empresario ( conservador de razas autóctonas); en actividades literarias (autor de libros autobiográficos de referencia); impulsor cultural (asociado a el grupo poético de Barcelona de los años 50), impulsor de la cultura y del patrimonio de Extremadura ( ex presidente del Consejo Social de la UEX, miembro de la Fundación de Estudios Romano, medalla de Extremadura); y tantas y tantas otras cosas.

De alguna de estas facetas hablaban los académicos en la sesión del 13 de febrero antes de tomar acuerdo de hacer constar en acta la condolencia por la muerte de este extremeño tan destacado. Sí hubo tiempo para glosar su estrechísima relación con aquel grupo de poetas de los años 50 en Barcelona que tejieron uno de los momentos más brillantes de la lírica española: sus andanzas y convivencia con Carlos Barral, Jaime Gil de Biedma, José Agustín Goytisolo, Jaime Ferrán y Alfonso Costafreda. En sus años de retiro gozoso gustaba Alberto Oliart de hacer el relato de aquellos años rebeldes, en los que la literatura, la poesía, se mezclaba en el ansia por construir la democracia todavía imposible. En uno de sus libros, “Contra el Olvido”, se narran con prosa académica, aquellos años prodigiosos de una generación que ya se desvanece. Este título y el ultimo, “Los años que todo lo cambiaron”, sirven para mantener la memoria de un legado incomparable.

La sesión de la Academia sirvió además para describir su temperamento creador y de activista del progreso, que lo mismo impulsaba el desarrollo agroganadero de Extremadura como promoviendo la conservación del patrimonio arqueológico de su Mérida natal. Presidió el Consejo Social de la Universidad de Extremadura y luchó por el progreso de la tierra de sus antepasados en todos los campos que se pusieron a su alcance. Porque, en definitiva, la presencia de los Oliart y los Saussol en Extremadura serviría para explicar el sempiterno mestizaje entre estirpes foráneas, en este caso francesas y catalanas, con la sociedad rural extremeña, en este caso procedentes de Almendralejo, Don Benito y Mérida. Una historia familiar interesante escrita con la brillantez de una prosa impecable en su primer libro de memorias.

Pero la biografía poliédrica de Alberto Oliart no debe hacernos perder la perspectiva de su legado principal referido al ámbito de la política en unos tiempos difíciles con un balance extraordinario. Oliart desempeñó durante la Transición tres carteras ministeriales, bajo los gobiernos de Adolfo Suarez y de Leopoldo Calvo Sotelo. Fue nombrado ministro de Defensa días más tarde del golpe de estado del 23-F de 1981. Desde esta responsabilidad, en circunstancias terriblemente difíciles, logró apagar los últimos rescoldos del golpismo militar y sentar las bases para la definitiva modernización de las Fuerzas Armadas. Además, lideró la incorporación de España a la OTAN, un acontecimiento decisivo en la democracia española. Dos acontecimientos que justifican la categoría histórica de quienes los promovieron y ejecutaron en circunstancias extremadamente difíciles.

A pesar de todo ello el legado principal de Alberto Oliart tal vez sea su talante, su espíritu conciliador. En ese rincón extremeño en el que Alberto Oliart recibía a sus amigos, en la Nava de Santiago, entre Aljucén y Mérida, quedará la huella de una de sus últimas declaraciones: “Todavía tengo pasión por la democracia y la libertad (…) continuando el combate por la dignidad de las personas contra cualquier fanatismo». Casi un epitafio.

José Julián Barriga Bravo.

 79A3717

El presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, se ha reunido en Mérida con la nueva directora de la Real Academia de Extremadura de las Letras y las Artes, María del Mar Lozano Bartolozzi, quien es la primera mujer que está al frente de esta institución.

Lozano es catedrática de Historia del Arte y profesora emérita de la Universidad de Extremadura. La directora de la Real Academia ha sido durante nueve años directora del Departamento de Historia del Arte de la UEX, directora científica del Consorcio de la Ciudad Monumental de Mérida y es académica correspondiente de las Reales Academias de Bellas Artes de Santa Isabel de Hungría de Sevilla y de San Telmo de Málaga y de diferentes instituciones académicas internacionales.

En la entrevista con el presidente, celebrada en la Sede de Presidencia de la Junta de Extremadura, ha estado también el secretario de la Real Academia Extremeña de las Letras y las Artes, José Luis Bernal.

Fuente Juntaex.es

Mª del Mar Lozano, primera mujer que dirige la Real Academia de Extremadura

La profesora emérita de la Universidad de Extremadura María del Mar Lozano Bartolozzi ha sido elegida directora de la Real Academia de Extremadura de las Letras y de las Artes (RAEX), con lo que se ha convertido en la primera mujer en acceder a la dirección de esta institución.

El acto de elección se ha celebrado en el palacio de Lorenzana de Trujillo (Cáceres), sede de la Academia, en primera vuelta y con el voto de la mayoría absoluta de sus miembros, según ha informado esta institución en un comunicado.

Lozano Bartolozzi, catedrática de Historia del Arte, ha sido durante nueve años directora del Departamento de Historia del Arte de la UEx, directora científica del Consorcio de la Ciudad Monumental de Mérida y es académica correspondiente de las Reales Academias de Bellas Artes de Santa Isabel de Hungría de Sevilla y de San Telmo de Málaga y de diferentes instituciones académicas internacionales.

En la actualidad es profesora emérita de la Universidad de Extremadura.

La doctora Lozano Bartolozzi es la sexta directora que ha tenido la RAEX en sus más de cuarenta años de historia.

Anteriormente ostentaron este cargo los académicos Antonio Vargas-Zúñiga, Antonio Hernández Gil, Marino Barbero Santos, José Miguel Santiago Castelo y Francisco Javier Pizarro Gómez.

En el mismo acto, y también en primera votación y por mayoría absoluta, fueron elegidos el resto de los integrantes de la Mesa: José Luis Bernal Salgado, secretario; Carmen Fernández-Daza Álvarez, tesorera; y José María Álvarez Martínez, académico censor.

Tras su elección, la nueva directora agradeció a los académicos su confianza y expuso las líneas maestras de su mandato.

En primer lugar, señaló las dificultades que se están viviendo por la pandemia del coronavirus y, simultáneamente, la necesidad de seguir defendiendo la cultura como valor fundamental de nuestra historia y de nuestro futuro.

Insistió así mismo en la intención de actuar con transparencia, espíritu crítico y reflexión desde el conocimiento, así como en dar mayor visibilidad al funcionamiento de la institución en aras a la defensa, tutela y difusión del patrimonio histórico y cultural....

Enlace El Periódico Exptemadura

María del Mar Lozano Bartolozzi, primera mujer en dirigir la Real Academia de Extremadura

La profesora emérita de la Universidad de Extremadura (UEx) María del Mar Lozano Bartolozzi ha sido elegida directora de la Real Academia de Extremadura de las Letras y de las Artes (RAEx), con lo que se ha convertido en la primera mujer en dirigir esta institución cuya labor principal es de consulta y dinamización de la cultura de la región. La catedrática de Historia del Arte sucede así a su antiguo alumno y pupilo, Javier Pizarro Gómez.

El acto de su elección tuvo lugar en el palacio de Lorenzana de Trujillo, sede de la Academia, y contó con el voto de la mayoría absoluta de sus miembros.

«Me tomo este nombramiento con mucha responsabilidad, con la idea de continuar la labor que realizaba la dirección anterior y mirando hacia adelante para conseguir que la institución tenga la visibilidad que los tiempos exigen», declaró ayer al diario HOY a las pocas horas de conocer su nombramiento....

Enlace Periódico HOY

Por vez primera, una mujer accede a la direccion de la institución

mariadelmarlozanoLa profesora emérita de la Universidad de Extremadura, María del Mar Lozano Bartolozzi, ha sido elegida directora de la Real Academia de Extremadura de las Letras y de las Artes, convirtiéndose en la primera mujer en acceder a la direccion de esta institución. El acto de elección se ha celebrado en el palacio de Lorenzana de Trujillo, sede de la Academia, en primera vuelta y con el voto de la mayoría absoluta de sus miembros.

María del Mar Lozano Bartolozzi, catedrática de Historia del Arte, ha sido durante nueve años directora del Departamento de Historia del Arte de la UEX, directora científica del Consorcio de la Ciudad Monumental de Mérida y es académica correspondiente de las Reales Academias de Bellas Artes de Santa Isabel de Hungría de Sevilla y de San Telmo de Málaga y de diferentes instituciones académicas internacionales. En la actualidad es profesora emérita de la Universidad de Extremadura.

La doctora Lozano Bartolozzi es la sexta directora que ha tenido la RAEX en sus más de cuarenta años de historia. Anteriormente ostentaron este cargo los académicos Antonio Vargas-Zúñiga, marques de Siete Iglesias, Antonio Hernández Gil, Marino Barbero Santos, José Miguel Santiago Castelo y Francisco Javier Pizarro Gómez.

En el mismo acto, y también en primera votación y por mayoría absoluta, fueron elegidos el resto de los integrantes de la Mesa: José Luis Bernal Salgado, secretario; Carmen Fernández-Daza Alvarez, tesorera; y José María Álvarez Martínez, académico censor.

Tras su elección, la nueva directora agradeció a los académicos su confianza y expuso las líneas maestras de su mandato señalando en primer lugar las dificultades que estamos viviendo por la pandemia del coronavirus, y simultáneamente la necesidad de seguir defendiendo la cultura como valor fundamental de nuestra historia y de nuestro futuro. Insistió así mismo en la intención de actuar con transparencia, espíritu crítico y reflexión desde el conocimiento, así como en dar mayor visibilidad al funcionamiento de la institución en aras a la defensa, tutela y difusión del Patrimonio Histórico y Cultural.

Últimas Noticias

More in Actividades  

Con el patrocinio de la
JUNTA DE EXTREMADURA
Consejería de Cultura, Turismo y Deporte


 

Agenda

More in Agenda  

Últimas Publicaciones

More in Publicaciones  

Boletines

More in Boletín